Seguidores

6.8.10

Desenfrenadamente se arroja uno a lo nuevo llevado por un creciente sentimiento de insatisfacción, descontento y desasosiego. No se vive ya de lo que se posee, sino de promesas, no a la luz del presente día, sino en las tinieblas del futuro en que se aguarda el autentico amanecer.
Carl Gustav Jung
Recuerdos sueños y reflexiones.

2 comentarios:

Mara Hitters dijo...

Desenfrenadamente se arroja uno a lo nuevo llevado por un creciente sentimiento de insatisfacción, descontento y desasosiego.

Esto me da pena de nosotros...
Lastíma ver que el ser humano no entienda que no hay nuevo ni viejo, solo hay un unico que muta. Cuando se entienda aquello dejaremos de dar valor a aquello que no se lo merece, aquello que nos ha hecho basura.

Abrazo, hermoso blog

luis scafati dijo...

Tal cual Mara,en publicidad hay una norma: poner la palabra NUEVO delante de cualquier cosa para venderla.
Un abrazo.